Duopolio Tecnológico

Hace poco más de un mes Samsung presentó su buque insignia para este año 2013: su Galaxy S4, un terminal que ha vendido 10 millones de unidades en sus primeras 3 semanas por los 2 meses que necesitó su anterior modelo. Pero, ¿qué significan 10 millones? ¿qué implicaciones tiene? Hasta ahora sólo el popular smarpthone de Apple era capaz de crear un revuelo semejante en el mercado (bueno, eso y nuestros clientes nativos para firmar en movilidad :P), apoyada por agresivas campañas de marketing. Que Samsung, su más directa competencia, también lo consiga no hace más que certificar que esto es cosa de dos.

Apple y Samsung contra todos

Apple vendió en su primer fin de semana 5 millones de iPhone 5, y durante el primer trimestre fiscal de este año 38 millones de iPhone en todos sus modelos. Samsung alcanzó 41 millones de S3 en los 11 meses posteriores a su salida al mercado, pero otras como Nokia o LG, con modelos sobresalientes a sus espaldas presentan escasos beneficios y hasta pérdidas. Esto en términos de mercado es negativo, y actualmente vivimos en un binomio de poder en el que realmente sólo hacen dinero dos empresas (y por cierto, ninguna de ellas es Google).

Empecemos con unas cifras para ilustrar el enorme desequilibrio que existe, ya que el reparto de ingresos está completamente desproporcionado y cada vez lo está más. El 90% de los ingresos generados en el mercado de los smartphones viene de una de estas dos compañías, concretamente más de la mitad proviene de Apple.

¿Cómo puede ser así? Los ingresos de Apple pueden entenderse fácilmente si valoramos el altísimo margen de beneficios que obtiene con cada dispositivo, de hasta el 50% del valor del producto en algunas versiones de iPhone. Son capaces de ello gracias a la poca variedad de modelos, que permiten a sus fabricantes especializarse en mejorar los procesos de elaboración de componentes concretos, unido al factor “Premium” que rodea a todos los productos Apple y a su especialización en la gama alta. Samsung emplea un enorme abanico de modelos para cubrir todos los frentes y, pese a vender menos unidades de cada dispositivo, tiene muchos más familias distintas y es capaz de satisfacer una demanda mayor. Si lo unimos a sus precios más ajustados entenderemos que sea el mayor fabricante de móviles del mundo.

Distribución de smartphones por fabricantes en el último cuarto de 2012

Pero la auténtica causa es que estamos llegando a un punto en el que el consumidor apenas valora otras alternativas y fabricantes que están haciendo muy buenos productos ven como sus cuentas se vacían por falta de publicidad o por no saber llegar al público no especializado.

El factor moda influye mucho en estas gráficas. Existe una migración masiva de móviles tradicionales y pcs a smartphones y tablets, e indudablemente los consumidores apuestan por lo seguro y lo que conocen. Son muchas las personas que jubilan su viejo teléfono para adquirir un iPhone o un Galaxy, apoyándose en las experiencias de personas cercanas, en la publicidad, o en lo que “más les suena”. Esto no deja mucha oportunidad a propuestas tan interesantes como los nuevos terminales Windows 8 o Blackberry, o incluso a dispositivos Android que ofrecen una calidad por encima de muchos de los productos Samsung (véanse modelos recientes de LG o HTC). Simplemente no tienen la visibilidad suficiente para destacar, independientemente de la calidad que atesoren.

Y trimestre tras trimeste, por mucho que las gráficas cambien, los resultados son los mismos: ni Apple ni Samsung bajan el ritmo, es más, ambas no hacen más que hacerse más grande: ni Apple le come terreno a Samsung cuando sale un nuevo iPhone, ni Samsung le come terreno a Apple con un nuevo Galaxy, ambas crecen siempre y lo único que varía es la porción de pastel que le toca a cada una, porción que roban del resto de fabricantes (Nokia, Blackberry, HTC, LG… ): los consumidores están creando dos monstruos que actualmente parecen invertir más recursos en abogados, patentes y marketing, que en evolucionar y crear productos mejores.

Ventas mundiales de smartphones por sistema operativo

¿Y Google? ¿Dónde queda Google en todo esto?

En todo este artículo he mencionado a Samsung y a Apple, pero no he mencionado a Google, y lo mejor de todo es que no creo que nadie la haya echado en falta. Y es que la propia empresa del buscador ha ayudado a Samsung a llegar a un punto en el que hasta Android peligra tal como lo conocemos.

Google ingresa 0$ por cada Android vendido, irónicamente Microsoft cobra unos 8$ por cada uno debido a ciertas patentes que posee. Aquí la auténtica beneficiada del trabajo de Google es Samsung, y en mi opinión Google se está equivocando con eso. A cambio de tener a millones de personas conectadas con sus servicios, está permitiendo que se le escape el trozo de pastel que le corresponde por ser los artífices del sistema operativo más exitoso y rápidamente aceptado de la historia. El grueso de la población no recuerda que Samsung también hace móviles con otros sistemas operativos, no recuerda que la capa Touchwizz no es “Android” tal cual, sino una modificación, etc. La familia Galaxy de Samsung está tan ligada a Android como la familia iPhone lo está a iOS, y eso es algo que Google no debería permitir, máxime después de la adquisición de Motorola.

El tiempo dirá lo que pasará en este mundillo, pero auguro que no durará mucho más así. Apple ya está empezando a salir de la burbuja en la que consiguió la mayor cotización en bolsa de toda la historia, y Samsung tiene los días contados en su relación con Android, ya que Google no se va a quedar de brazos cruzados mucho más tiempo (de ahí entendemos las inversiones de Samsung en nuevos sistemas operativos como Bada o Tizen). Además, aún queda todo por decidir en mercados emergentes como Brasil o China, donde compañías como ZTE o Huawei planean hacerse con la mayor cuota de mercado móvil de aquí a pocos años.

Como aficionado a la tecnología, espero que en el futuro veamos menos noticias de patentes o de escasas actualizaciones del iPhone/Galaxy de turno, y empecemos a apreciar un mundo con una enorme variedad de opciones para el consumidor. Sólo así daremos margen a que los fabricantes puedan obtener la parte del pastel que merecen y que los Blackberry Z10, Lumia 920, HTC One con su nueva capa sense, Nexus 4 con Ubuntu for phones o terminales con Firefox OS no queden en meros experimentos fallidos y pasen a ser alternativas reales para el público.

Comentarios

  1. Es cierto, BB ha llegado demasiado tarde pese al buen nivel que ofrece en rendimiento el nuevo Blackberry 10.

    El trozo de pastel que no le corresponde a Samsung ni a Apple parece que ya es definitivamente de Microsoft, más aún considerando lo bien que se han posicionado en su estrategia de tablets con Windows 8 (en BB sólo tienen Playbook y aún no es compatible con el nuevo SO).

  2. Muy buen artículo ! Respecto a Google, es eminentemente una empresa de servicios, siendo los dispositivos y android un medio mas para difundir su dominio en internet. Poco le interesa ser dueña de lo que haya en tu bolsillo siempre y cuando lo sea de tu “persona” en internet.

    Si bien es cierto que con la gama Nexus probablemente le están pillando el gustillo a eso de vender terminales y quien sabe, igual piensan en monetizarlo como hace Samsung, dudo que para hacerlo vaya a hacer Android mas inaccesible para terceros, ya que al fin y al cabo lo que mas le interesa es controlar internet.

  3. Míralo, ¡y parecía tonto cuando lo encontramos!. Buen artículo, sir. La conclusión final es excelente, pero algo “naive”. Eso de que el público debería considerar otros productos aparte de los que copan el mercado es un ideal cojonudo aplicable a todos los mercados.

    Precisamente ayer un amiguete me dijo que cambió hace poco de un móvil Android (un Samsung Galaxy Snosequé) a un Nokia Lumia y estaba contentísimo con el cacharro, porque funcionaba perfectamente a diferencia los móviles Android, que te ponen unas tramas de vez en cuando que son de juzgado de guardia. Pero claro, el market de Windows Mobile está vacío de aplicaciones. ¿Sabes si Microsoft está poniendo facilidades a los desarrolladores?

Deja un comentario